Grupo de estudiantes se manifestó en contra de la toma feminista de la UMAG

Facultad de Ciencias, Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas, Facultad de Ciencias de la Salud, Facultad de Educación y Ciencias Sociales, Facultad de Ingeniería, Portada UMAG, noticias

La tarde de este viernes 08 de junio, a dos de días de iniciada la “toma” de las dependencias de la casa central por un grupo de estudiantes mujeres movilizadas por demandas feministas y denuncias de acoso y abuso al interior de la Universidad, cerca de una decena de estudiantes  acudieron al acceso del campus para manifestarse en contra de la medida de presión e intentar dialogar con las alumnas para entregarles una carta con sus argumentos.

En la oportunidad, sin embargo, las estudiantes agrupadas en la organización “La Jauría Feminista UMAG” y apoyadas por más compañeros y compañeras universitarias, se contra manifestaron con lienzos, canticos y batucadas, y no aceptaron la misiva, explicando que la decisión se adoptó en una asamblea y que la continuidad de la movilización se determinará una vez que las autoridades universitarias hagan llegar la respuesta a su petitorio y ésta sea sometida, por ende, a análisis en el seno de la instancia estudiantil.

“La decisión de las mujeres fue la toma feminista para lograr resolver de una vez por todas que se acaben los acosos, que se acaben los abusos de todo tipo en esta universidad, y que, además, hayan sanciones para la gente que salga culpable. El hecho que nuestros compañeros estén reclamando en contra de nosotras,  nos parece una falta de respeto, porque está claro que esto pasa. Consideramos que lo que hacen es violento y es contra nosotras como mujeres feministas, porque esto no tiene un trasfondo”, expresaron dos de las estudiantes movilizadas.

Los alumnos y alumnas que se oponen a la toma feminista, en tanto, enfatizaron que también repudian los hechos de vulneración que denuncian sus compañeras, no obstante creen que la medida, no es la forma de canalizar este descontento. “Vamos a repudiar todo tipo de vulneración de derechos en contra de mujeres, y en sí, esto ocurre dentro de nuestra universidad, y nosotros no estamos de acuerdo y si tenemos que salir a marchar con ellas lo vamos a hacer, pero una toma es la última alternativa, no podemos llegar a un nivel de toma y no agotar todas las instancias anteriores para tomar una determinación como ésta”, dijo, a los medios de comunicación, la estudiante de Derecho, Donna Pardo.

Horas más tarde y a través de un comunicado que titularon, “No a la toma de la UMAG”, pidieron a sus compañeras recapacitar respecto a la medida, porque “creemos que este proceso se puede llevar acabo a la par del desarrollo del presente período académico, sin vulnerar los derechos de los compañeros que queremos continuar con el desarrollo de las actividades académicas planificadas para el actual semestre”. Asimismo, aclararon que “nuestra acción no busca desestimar esta causa tan justa, como lo es denunciar y buscar soluciones a los abusos cometidos contra las compañeras de nuestra Universidad”, haciendo un llamado a las autoridades “a solucionar los problemas del estudiantado” y, a las estudiantes movilizadas, “a deponer la toma”.

El grupo de estudiantes en contra de la toma dando declaraciones a los medios respecto a su manifestación.

Museo del Recuerdo se adjudicó recursos para el mejoramiento de su museografía

Boletín Normal, Investigación, Portada UMAG, noticias

-En su convocatoria 2018, el Fondo para el Mejoramiento Integral de Museos (FMIM) del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural, otorgó un financiamiento de $42 millones a la entidad universitaria dependiente del emblemático Instituto de la Patagonia.


El Museo del Recuerdo de la Universidad de Magallanes (UMAG) abrió sus puertas a la comunidad el 4 de marzo de 1971, ofreciendo un espacio de una hectárea de parque-museo al aire libre con una colección de objetos relacionados con la colonización e industrialización del territorio patagónico fueguino. Su misión en la historia ha sido reunir, exhibir y proteger todos los elementos materiales -en su mayoría donados por familias magallánicas- que informan acerca de la consolidación del desarrollo socioeconómico de la zona entre los años 1880 a 1950.

Dada la sostenida actividad del recinto en el último tiempo, con un promedio de 6 mil visitantes anuales, la institución de educación superior, decidió postular al financiamiento proveniente del Fondo para el Mejoramiento Integral de Museos (FMIM) del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural, para optimizar las condiciones museográficas y, con ello, contribuir a ampliar el horario de funcionamiento de sus instalaciones. De esta forma, y de acuerdo a los resultados del concurso, el Museo de la UMAG se adjudicó alrededor de $ 42 millones en la línea de equipamiento museográfico para ejecutar el proyecto titulado “Mejoramiento Integral de Museografía mediante instalación de iluminación y códigos QR para colecciones patrimoniales históricas del Museo del Recuerdo, Patagonia Chilena”.

Según el investigador y director del Museo, Manuel San Román, “una de las cosas importantes del financiamiento que se obtuvo a partir de este proyecto, es que vamos a reponer la red eléctrica y el sistema de iluminación para todo el Museo, en especial, para sus pabellones. Y esto genera algo súper relevante, porque no sólo va a permitir abrir sus puertas en horario invernal, es decir, extender el uso de las dependencias después de las 5 de la tarde, sino que, además, asegurar la conservación de las muestras, porque es muy importante que tengamos un sistema seguro de iluminación”.

En paralelo y buscando la protección de las colecciones históricas que alberga, el proyecto también contempla la instalación de filtros ultravioleta (UV) en los ventanales de los diferentes pabellones, ya que la inexistencia de ellos, había originado el deterioro de numerosas piezas.

Otro punto relevante de la iniciativa, agrega San Román, “es que vamos a iniciar un piloto para tratar de implementar un sistema con códigos QR que permita que quienes visitan, bajen una aplicación a través de sus propios celulares o móviles, y puedan acceder, así,  a la información de cada una de las piezas  a través de esta tecnología”. Al respecto, informó que esta tarea será apoyada por el Departamento de Ingeniería en Computación e Informática de la misma Universidad, quienes se encargarán de implementar e imprimir los códigos de barra QR.

En el reciente mes de mayo, el Museo de Recuerdo del Instituto de la Patagonia de la UMAG recibió  901 visitas durante la celebración del Día del Patrimonio, lo que, a juicio de su director, demuestra que “hay bastante apego e interés de la comunidad magallánica por este Museo, y en ese contexto, tenemos que contribuir a su cuidado y conservación”.

Manuel San Román, director Museo del Recuerdo del Instituto de la Patagonia de la UMAG.

Ganadores en Magallanes

De las 31 iniciativas aprobadas por el FMIM, 5 de ellas corresponden a entidades públicas y privadas de la región de Magallanes y Antártica Chilena.

El total de recursos asignados en estas 5 iniciativas asciende a $ 110.608.660, de los cuales, el 93% está destinado a la categoría de postulación “Equipamiento Museográfico”, línea que permite resolver diversas materias de infraestructura, como también de exhibición museográfica.

Pincha aquí para ver el listado completo de los ganadores a nivel país.

Estudiantes de la Universidad de Magallanes tomaron casa central e Instituto de la Patagonia por demandas feministas

Facultad de Ciencias, Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas, Facultad de Ciencias de la Salud, Facultad de Educación y Ciencias Sociales, Facultad de Ingeniería, Investigación, Portada UMAG, noticias

-Rector Juan Oyarzo manifestó su apoyo a las demandas de las estudiantes, quienes entregaron su petitorio vía electrónica a la autoridad pasado este mediodía.

Las estudiantes declinaron reunirse con el rector pese al encuentro programado para este jueves al mediodía.

La noche de este miércoles 06 de junio y tras una asamblea, estudiantes mujeres de la Universidad de Magallanes, se tomaron las dependencias de la casa central y el Instituto de la Patagonia por demandas feministas, adhiriéndose, así, al movimiento nacional universitario contra el acoso y abuso sexual, y a favor una educación no sexista.

Este jueves, el rector Juan Oyarzo acudió a la cita que anoche acordaron sostener  con las jóvenes para iniciar el diálogo este mediodía. En el acceso de calle Arturo Merino Benítez y consultado por los medios, la autoridad afirmó que “nosotros no estamos en contra de su movimiento y por eso hay que conversar. No es una cosa que va a arreglarse de un momento a otro, pero queremos saber qué cosas están pidiendo”, dijo, agregando que desde fines de abril ya se está construyendo una política de equidad de género al interior de la institución en el seno de una comisión triestamental, mientras, paralelamente, se genera un manual de procedimientos para casos actuales.

Sin embargo, las estudiantes movilizadas declinaron reunirse con la autoridad informando que le harían llegar un petitorio vía correo electrónico antes de abrir las conversaciones respecto al futuro de la movilización. “Anoche el acuerdo fue que nos reuniríamos hoy, y por eso me hubiera gustado conversar con ellas”, lamentó Oyarzo.

No dieron declaraciones

Las alumnas -organizadas en una Asamblea de Mujeres Feministas de la UMAG-, en tanto, no accedieron a dar declaraciones, y comunicaron que, por el momento, no tendrán dirigencia ni vocería, y que toda información, la harán llegar por formato escrito a través de las redes sociales (La Jauría Feminista UMAG) y correo electrónico.

“Yo aplaudo la promulgación de esta ley” dijo rector Oyarzo ante Ley sobre Ues Estatales

Boletín Normal, Facultad de Ciencias, Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas, Facultad de Ciencias de la Salud, Facultad de Educación y Ciencias Sociales, Facultad de Ingeniería, Investigación, Portada UMAG, noticias

Esta semana, se promulgó la Ley 21.094 sobre Universidades Estatales, con lo cual entra en vigencia la primera normativa en la historia de nuestro país, dirigida, específicamente, a regular la educación superior estatal en Chile.

Para el rector de la Universidad de Magallanes, Juan Oyarzo Pérez, lo más valioso es poder “hacer un estatuto que no es forzado, que no viene de afuera; un estatuto que lo vamos a hacer nosotros, pero teniendo como columna esta ley. Y eso lo agradezco, porque nosotros estábamos con los estatutos de la época de la dictadura, así que vamos a poder sacar todas las trabas que teníamos en el reglamento anterior”. Al mismo tiempo, valoró el plan de fortalecimiento de 300 mil millones de pesos a diez años, a través de los convenios marco, pues “con esos proyectos nosotros vamos a poder seguir desarrollando algunas actividades, sobre todo, en el apoyo a las redes de investigación, así que yo aplaudo el hecho de que haya salido promulgada esta ley”, concluyó el rector magallánico.

El presidente del Consorcio de Universidades del Estado y rector de la Universidad de Chile, Ennio Vivaldi, resaltó la importancia que tiene para el país contar con una legislación que se hace cargo de este tipo de instituciones, valorando la oportunidad que tendrán los planteles para trabajar en red, a propósito de la creación de un Consejo de Coordinación de los planteles estatales.

Otro de los aspectos destacados de esta ley es que estipula la posibilidad de aumentar matrícula por sobre los límites que fija la gratuidad.

Revisa aquí el texto de la nueva Ley sobre Universidades Estatales.

UMAG trabaja para fortalecer Comité de Ética Científico con miras a su acreditación

Boletín Normal, Investigación, Portada UMAG, noticias

-La instancia de capacitación marca el inicio de las acciones preparatorias del plantel ante la certificación que exige el Ministerio de Salud a los organismos universitarios encargados de realizar la evaluación ética de los proyectos de investigación.

Exposición a cargo de Andrea Leisewitz, especialista en bioética y bioseguridad de la PUC.

A poco menos de un año de su puesta en funcionamiento, el Comité de Ética Científico (CEC) de la Universidad de Magallanes (UMAG) ya se encuentra alistando su proceso de acreditación; una condición necesaria impuesta por la normativa de Salud, a nivel nacional, para la revisión y evaluación de potenciales ensayos clínicos, dada su misión de velar por la protección de los derechos, la dignidad humana, la bioseguridad y el bienestar de la población sujeto de algún proyecto investigativo.

De esta manera y para fortalecer aún más su trabajo interno e ir avanzando en este propósito, la instancia de carácter regulatorio llevó a cabo un seminario que contó con la presencia de las profesionales Dra. Andrea Leisewitz, coordinadora de la Unidad de Ética y Bioseguridad la Pontificia Universidad Católica de Chile (PUC); y Dra. Jessica Gimpel, miembro del Comité Ético-Científico de Cuidados de Animales y Ambientes de la misma casa de estudios, quienes, además de compartir su experiencia en el área, guiaron a la entidad universitaria en los principales aspectos y pasos a seguir en la planificación institucional de cara a una futura acreditación.

“En el contexto de una colaboración que hay entre nuestras universidades estamos asesorando al Comité de la UMAG, dado que llevamos varios años funcionando con una institucionalidad  ética que nos ha llevado a hacer varios comités que evalúan según el área de investigación, es decir, tenemos todo un sistema de evaluación ética y de seguridad en la investigación y, de hecho, ya tenemos uno de ellos acreditado, que es el de Medicina, entonces queremos ayudarles porque hemos hecho un camino que es bastante difícil y que, a todos, nos ha costado en Chile”, comentó, al respecto, la médico veterinario de la PUC, Jessica Gimpel.

Desde el punto de vista de la presidenta del Comité de Ética Científico de la UMAG y además decana de la Facultad de Ciencias de la Salud, Dra. Mariela Alarcón, esta posibilidad de capacitación hace que el organismo se disponga a enfrentar en mejores condiciones las nuevas regulaciones. “Esto significa un tremendo apoyo para nosotros, en el sentido que estamos levantando el ‘estado del arte’ de nuestro comité, enfrentándolo con los criterios que están declarados para tales fines, lo que permite, por una parte, que nuestro trabajo se fortalezca y, por otro, que tenga un impacto en todo tipo de proyecto de investigación que se genere en nuestra universidad y en aquellas instituciones que así lo requieran”.

Para la investigadora de la PUC, Andrea Leisewitz, “la acreditación de los comités de ética que investigan personas, animales y otros organismos vivos participantes, es súper importante; porque asegura la calidad de la investigación, que las cosas se hagan bien y siempre bajo el alero del respeto hacia quienes van a participar y nos van a proveer de datos para hacer nuestra investigación”. Por ello, la especialista cree que más allá de la experiencia de una institución universitaria sobre otra, “una de las cosas más importantes, es ver que tenemos las mismas inquietudes, los mismos requerimientos y cómo podemos seguir trabajando en conjunto y apoyándonos”.

El Comité de Ética Científico de la UMAG se constituyó el año pasado con la existencia de dos subcomités de 20 miembros: 12, en la línea de estudio de seres humanos; y 8 en la de experimentación animal y otros organismos vivos. Quienes los integran son expertos académicos con formación de postgrado (en su mayoría doctores) y representantes de distintas reparticiones públicas como el Servicio de Salud, el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) y la Seremi de Agricultura.

De acuerdo a lo estimado, la entidad reguladora espera enfrentar su primer proceso de acreditación durante el segundo semestre de este año.