Acciones permanentes de apoyo docente permiten fortalecer competencias para la educación a distancia

Boletín Normal, Coronavirus, Facultad de Ciencias, Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas, Facultad de Ciencias de la Salud, Facultad de Educación y Ciencias Sociales, Facultad de Ingeniería, Portada UMAG, noticias

-La Dirección de Docencia de la Universidad de Magallanes ha diseñado, de manera ininterrumpida, estrategias tendientes  a adecuar las prácticas pedagógicas a una modalidad no presencial, potenciando las capacidades de las y los profesores universitarios frente a este nuevo escenario, pero sobre todo, a los paradigmas de la Universidad del siglo XXI.

-A la fecha, 126 docentes han participado de algunos de las instancias formativas desarrolladas, ya sea el curso de Evaluación para el aprendizaje o el Diplomado en Docencia Universitaria en sus 5 versiones con los módulos I y II.

Presentación del Diplomado en Docencia Universitaria en su cuarta versión 2020. Expone la asesora curricular de la Dirección de Docencia, Susana Troncoso.

Levantar y poner en marcha un sistema de educación a distancia tendiente a dar continuidad a los procesos formativos de las y los estudiantes en plena pandemia, ha sido unas las tareas a las que ha estado abocada la Dirección de Docencia de la Universidad de Magallanes (UMAG), unidad dependiente de la Vicerrectoría Académica, que, en los últimos 9 meses, ha centrado sus esfuerzos en entregar las herramientas necesarias de apoyo a las y los docentes en su quehacer académico marcado por la virtualidad.

Así lo destacó la asesora curricular de la Unidad de Diseño y Evaluación Curricular de dicha Dirección, Susana Troncoso Narváez, quien, junto a las profesionales del equipo y también de la Unidad de Desarrollo Virtual (UDV) han venido trabajando en el diseño e implementación de estrategias y acciones destinadas a potenciar las competencias docentes a nivel institucional como una forma de avanzar no sólo en la adecuación al nuevo escenario educativo, sino también a hacer frente a los desafíos de la docencia universitaria en la era digital.

Entre las primeras medidas que se adoptaron estuvo la de elaborar un Manual de Operacionalización para la implementación de clases virtuales en la Universidad de Magallanes, a lo que le siguió una programación marcada por talleres, capacitaciones y seminarios acerca de la Plataforma de Pregrado Virtual y aspectos relacionados a la educación vía remota. Luego, se empezaron a elaborar cápsulas pedagógicas publicadas en la plataforma YouTube como una herramienta y recurso didáctico que se puso como finalidad responder de forma inmediata a los requerimientos docentes. “Este material audiovisual aborda metodologías innovadoras y que pueden darse en esta dinámica, como las bitácoras y diarios reflexivos, el cómic, la observación y las guías de audiovisuales para el análisis, las infografías, mapas conceptuales, estudios de caso, trabajamos también el ensayo, ensayo breve y cómo hacer un informe de investigación”, contó Troncoso.

Captura de pantalla de una de las 10 cápsulas pedagógicas disponibles en el canal de YouTube de la Dirección de Docencia UMAG.

A partir de junio, también se desarrolló el Curso Funcional de Evaluación para el Aprendizaje, el que, en un total de 3 versiones, dio énfasis a la formación docente enfocado en las competencias para diseñar y aplicar las nuevas características de la evaluación para el desarrollo de competencias en el contexto de educación online, con cuatro módulos y dos talleres de profundización. Según la profesional, esta instancia formativa fue la antesala al Diplomado en Docencia Universitaria, que partió su diseño en paralelo y que, hoy, ya lleva dictados dos de sus tres módulos con más de cien docentes participantes.

“Diseñamos un diplomado que se ha ido implementando en etapas y con cinco versiones. Tiene tres módulos: estrategias metodológicas de innovación educativa, evaluación para el aprendizaje y desarrollo de competencias, e investigación e innovación en docencia universitaria. El módulo tres, que es el que nos falta, es el que estamos empezando a ofertar ahora y recién vamos a poder empezar a dictarlo entre enero y marzo, antes del ingreso a clases porque la idea es que, en abril, podamos realizar un seminario de buenas prácticas pedagógicas donde las y los participantes de este diplomado, puedan dar cuenta de sus experiencias a distancia en 2020”, informó.

Respecto a la metodología de enseñanza, la asesora curricular comentó que “lo prioritario de estos cursos es la comprensión de que uno no aprende si no es junto con otros y otras y que, eso, es un proceso recíproco y dialéctico”. En ese sentido, dijo que han dado énfasis al trabajo colaborativo y al uso  preferente de las TIC (Tecnologías de Información y Comunicación), las TAC (Tecnologías para el Aprendizaje y el Conocimiento y las TEP (Tecnologías de Empoderamiento y Participación) en aulas virtuales con trabajo sincrónico y asincrónico, que han permitido potenciar mucho las interacciones comunicativas y las interrelaciones personales.

Sobre el balance, en tanto, sostuvo que “evaluamos súper favorable y positivamente lo que ha sucedido con este diplomado y con las acciones que hemos emprendido. Primero, porque, institucionalmente, ha significado articular y coordinar acciones entre distintos actores de la comunidad educativa, lo que comprueba, una vez más en la experiencia concreta y real, que alguien sólo o un grupo sólo no genera posibilidades, aquí la única manera de poder seguir avanzando y generando transformaciones educativas en una universidad como la nuestra es propiciando espacios e instancias de trabajo colaborativo, sean virtuales o presenciales”.

Ello lo evidencia el alto interés que ha tenido en las y los docentes esta oferta de capacitación que ha abarcado un universo de 126 docentes a la fecha. “Tenemos una cantidad importante de académicos que pertenecen a distintos departamentos en distintos ámbitos disciplinares, de distintas carreras, donde la mayoría es del área de la salud, que se ha capacitado y actualizado en los nuevos paradigmas educativos que importan y que reclaman y exigen, de las universidad hoy día y de la educación superior, una innovación y transformación inmediata y urgente, no sólo en Magallanes sino que en el mundo entero”, resaltó.

La tarea próxima, a juicio de Troncoso, será medir el impacto en la formación de las y los estudiantes que han sido receptores de estas nuevas metodologías durante este período de educación a distancia. Por ello, la importancia de acumular las experiencias en las prácticas pedagógicas, será una de las acciones que el Diplomado espera concretar durante el primer semestre de este 2021.

Facilitan medios tecnológicos para intervenciones fonoaudiológicas a adultos mayores

Boletín Normal, Facultad de Ciencias de la Salud, Portada UMAG, noticias

La carrera de Fonoaudiología de la Universidad de Magallanes junto a la Escuela Especial de Lenguaje Nuevo Sol, facilitaron un computador y un módem para conexión a internet al Hogar Cavirata de Punta Arenas, con el objeto de dar inicio a intervenciones fonoaudiológicas a través de telepráctica.

La iniciativa denominada “Cadena de Favores por la comunicación de adultos mayores” está orientada a la estimulación cognitiva de las personas mayores, de manera de favorecer sus procesos de comunicación y socialización que se han visto afectados en estos tiempos de pandemia.

Docentes probando el equipo computacional facilitado al Hogar Cavirata.

UMAG y Senadis promueven abordaje inclusivo en el acceso a la justicia para las personas con discapacidad

Boletín Normal, Facultad de Ciencias de la Salud, Portada UMAG, noticias

A través de un seminario web que se llevó a cabo a fines de diciembre, la dirección regional del Servicio Nacional de la Discapacidad (Senadis) en colaboración  con la carrera de Terapia Ocupacional de la Universidad de Magallanes (UMAG), ofrecieron un espacio de diálogo para analizar el tema de la Discapacidad y el acceso a la Justicia, teniendo como foco hacer hincapié en las estrategias de abordaje inclusivo que se requieren en estos procesos para promover el pleno respeto y protección de los derechos de las personas en situación de discapacidad.

Para ello, la instancia contó con la participación de dos destacadas profesionales en la materia: en primer lugar, la abogada, premio nacional de DD.HH. y enviada especial del Secretario General de Naciones Unidas sobre Discapacidad y Accesibilidad, María Soledad Cisternas Reyes y; en segundo lugar, la terapeuta ocupacional, Melissa Hichins Arismendi, académica de la UMAG y presidenta de la Red de Protección en Derechos e Inclusión Social, REPRODIS Magallanes. Ambas, interactuaron y traspasaron su experiencia y conocimiento acerca de este tema, a las y los más de 40 participantes que estuvieron conectados/as  a la sesión, entre autoridades, estudiantes y profesionales  de las áreas afines de estudio, como Terapia Ocupacional y Derecho.

En la ocasión, María Soledad Cisternas, hizo un repaso por el marco jurídico de la discapacidad a nivel internacional, para, aterrizar, así, la discusión, a los tiempos actuales, donde, gracias a la Convención sobre los derechos de las Personas con Discapacidad (aprobada en 2006), predomina un modelo de Derechos Humanos que otorga las bases para la promoción y protección de los derechos de las personas con discapacidad, como el derecho a formar una familia, derecho a una vida independiente y derecho a la accesibilidad universal, entre otros.

En su intervención, la profesional señaló que este tratado ratificado por Chile y por 181 estados más permite ir armonizando la legislación nacional para que se generen los ajustes que requiere la atención de personas con discapacidad en este sistema. “Todas las personas con discapacidad tienen derecho al acceso a la justicia en igualdad de condiciones que los demás, para lo cual deberán desarrollarse ajustes de procedimiento y adecuados a la edad para que las personas con discapacidad participen, en igualdad de condiciones que los demás, en toda clase de procedimiento y cualquiera sea el rol que tenga la persona, incluso en las diligencias preparatorias y en las etapas investigativas. Para que esto se lleve en concreto, es indispensable la capacitación del personal que trabaja en la administración de justicia, así como todo el personal policial y penitenciario”, sostuvo.

Luego, fue el turno de Melissa Hichins, quien, de una forma muy práctica y de acuerdo a su experiencia profesional de trabajo con madres con discapacidad intelectual, entregó una serie de estrategias para intervenciones accesibles a personas con discapacidad, como una manera de orientar el quehacer de las y los profesionales que se van a ver enfrentados a este tipo de situaciones. De este modo, hizo hincapié en estrategias del ámbito comunicativo (uso del lenguaje, entrega de la información, etc.), dando a conocer una serie de pautas para formatos accesibles en la evaluación e intervención a una persona con discapacidad.

“Más que dar énfasis a las problemáticas que estamos viviendo hoy día en términos de acceso a la justicia, es cómo el Sistema Judicial castiga constantemente a las mujeres con discapacidad; entonces lo que yo quise un poco es entregarles algunas estrategias para evitar cometer este tipo de errores que son constantes y son vulneraciones de derechos graves que uno está visualizando respecto del sistema o de los mismos programas que están vinculados a los sistemas de protección, por ejemplo, del menor”, sentenció.

El seminario culminó con un conversatorio en el que se aclararon dudas, consultas e inquietudes respecto a los temas abordados por las relatoras con una mirada a futuro acerca de los desafíos que se presentan a nivel formativo, pero también en el sistema actual.

A continuación, te invitamos a ver el webinar en nuestra página de YouTube:

20 docentes y profesionales se capacitan en enfoque pedagógico Aprendizaje y Servicio (A+S)

Boletín Normal, Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas, Facultad de Ciencias de la Salud, Facultad de Educación y Ciencias Sociales, Portada UMAG, noticias

-Curso es dictado por expertas de la Red Nacional de Aprendizaje y Servicio Chile (REASE).

-La instancia formativa es posible gracias a una iniciativa de la Dirección de Responsabilidad Universitaria y el financiamiento del Ministerio de Educación (Mineduc).

A mediados de diciembre de 2020, en la Universidad de Magallanes (UMAG), se dio inicio al curso “Programa de Formación en capacidades A+S (Aprendizaje y Servicio)”, dirigido a 20 docentes y profesionales de distintas facultades de  la casa de estudios con la a objeto de impulsar la reflexión de las prácticas docentes y así el desarrollo de iniciativas que potencien la vinculación del medio de la Universidad con las necesidades de la sociedad.

Se trata de una iniciativa impulsada por la Dirección de Responsabilidad Social Universitaria (RSU) en colaboración con la Dirección de Docencia y que fue diseñada por la Red Nacional de Aprendizaje y Servicio (REASE), cuyas especialistas son las relatoras de los módulos y las actividades que contempla esta capacitación programada hasta el mes de abril de 2021, y que es posible gracias al financiamiento de un proyecto de “Fortalecimiento institucional de la Educación Superior Regional” del Ministerio de Educación (Mineduc).

Al respecto, la directora de RSU, Melissa Flores Águila, enfatizó, en la inauguración del Programa que “estamos conscientes del potencial del A+S ya que permite a los estudiantes conectarse con un escenario comunitario, en el que movilizarán saberes tanto disciplinarios como valóricos, y sellos institucionales de su formación con el fin de que puedan otorgar soluciones para satisfacer necesidades y mejorar la calidad de vida de la población”.

De esta forma, en las dos primeras sesiones de diciembre, se abordaron contenidos relacionados al marco conceptual de este enfoque pedagógico como las Características del A+S, etapas y proceso para elaborar un itinerario de un proyecto de A+S, ejemplos de proyectos de A+S, posibles acciones-servicios de los estudiantes a la comunidad, concepto de socio comunitario, rol de los principales actores de un proyecto de A+S y factores favorables y apoyos que se requieren para integrar A+S en un curso/asignatura, entre otros.

Desde la Dirección de Responsabilidad  Social Universitaria de la UMAG, esperan que al finalizar el curso (abril de 2021) las y los participantes logren justificar la necesidad y relevancia de integrar el enfoque pedagógico A+S en su práctica docente, para fortalecer el proceso de enseñanza y aprendizaje de los estudiantes en su realidad educativa y en el contexto socio económico y cultural de personas o grupos de la comunidad, así como también, evaluar la posibilidad de incorporarlo en una o más asignaturas del plan de estudios de la carrera en que se desempeña.

Comenzaron actividades asistenciales docentes en el CADI

Boletín Normal, Coronavirus, Facultad de Ciencias de la Salud, Portada UMAG, noticias

-Directivos del centro y carreras de la salud diseñaron un plan de acción conjunto para el retorno voluntario, gradual y seguro de las y los alumnos a sus actividades prácticas.

Estudiantes de Kinesiología en el Laboratorio de Análisis del Movimiento Humano con el docente Pedro Quintana.

A inicios de esta semana y bajo estrictos protocolos sanitarios, el Centro Asistencial Docente y de Investigación de la Universidad de Magallanes (CADI UMAG), partió con sus actividades asistenciales docentes, recibiendo, de esta forma, a las y los primeros estudiantes de la Facultad de Ciencias de la Salud que se encuentran realizando, de acuerdo a los niveles que cursan en cada carrera, sus actividades académicas prácticas.

Así lo informó la directora asistencial del CADI, Karena Espinoza Saavedra, quien puntualizó que, para dar pie a esta medida, se implementó un plan de acción que rige el funcionamiento de las dependencias habilitadas, el que fue consensuado con las y los directivos de la Facultad y que establece, claramente, la entrega de kits con elementos de protección personal para cada docente y estudiante (mascarillas y guantes), la entrega de alcohol 70° para limpieza de mobiliario y alcohol gel para higiene de manos y el reforzamiento de todos los box y salas con elementos para la higiene de manos y la eliminación de residuos especiales. Además de ello, se acordaron flujos de trabajo con aforos por cada espacio, de no más de 7 personas (incluido el o la docente) e ingresos diferidos de estudiantes pertenecientes a las 4 carreras que ya han retornado: Técnico de Nivel Superior en Enfermería, Enfermería, Kinesiología y Terapia Ocupacional.

“Los grupos que están ingresando son menos de 30 personas en cada bloque y eso nos permite manejar muy bien las medidas sanitarias para el ingreso todo lo cual se implementó a través de un plan de acción del funcionamiento de las dependencias asistenciales-docentes del CADI, que fueron entregadas  a todas las direcciones de las carreras y se han respetado bastante. Además, a todos los estudiantes se les entregó los implementos de protección personal, se fomenta muchísimo el lavado de manos, con el prevencionista que trabaja acá realizamos la señalización respecto al tema del distanciamiento, las medidas, etc. entonces hay protocolos estrictos”, remarcó la directora de CADI.

En cuanto a la actividad académica propiamente tal, Espinoza señaló que el trabajo que se encuentran haciendo las y los estudiantes es el de simulación, entendiendo que es una parte importante en las mallas de estudio de las carreras de la Salud y que, debido a la contingencia sanitaria y la situación regional, aún no se pueden realizar atenciones de usuarios. “Las simulaciones son fundamentales en las carreras de la salud, son súper prácticas porque nuestros estudiantes necesitan el terreno y sabemos que las condiciones del CADI lo permiten por su moderno equipamiento y espacio”, enfatizó, añadiendo que fueron las mismas carreras las que priorizaron los grupos de estudiantes que forman parte de este retorno gradual a la actividad presencial.

La profesional, además, precisó que las y los alumnos que ingresarán en este período, lo hacen de manera totalmente voluntaria, lo que no perjudicará a quienes, por razones asociadas a esta contingencia, no pudieron retornar. “Esto fue completamente voluntario. Hay un grupo de estudiantes que dada su situación personal, o están fuera de la región o viven con adultos mayores o personas de riesgo, entonces decidieron no ingresar a las actividades y eso se respeta y se coordinó por parte del Decanato porque se entiende. Entonces resaltar que estas actividades son completamente voluntarias y apuntan a darles la posibilidad a nuestros estudiantes a que vayan avanzando en sus actividades prácticas, para que no se acumulen todas para el próximo año”, aclaró.

Por último, Espinoza señaló que los espacios habilitados fueron los box de atención del primer piso, el Gimnasio de Rehabilitación y el Laboratorio de análisis del Movimiento de Kinesiología y las salas de psicomotricidad, socioterapia e integración sensorial de Terapia Ocupacional. Asimismo, dijo que en los próximos días podrían estar en condiciones de ingresar, igualmente, estudiantes de Medicina.